sábado, 24 de marzo de 2018

Crítica: Un pliegue en el tiempo

Un pliegue en el tiempo que conduce a las puertas del aburrimiento

Adaptación de un libro de culto en los Estados Unidos, la que pretender se el último éxito de taquilla de Disney, a la que no le falta cursilería, sufre de la pesadez del género: una amable moralidad amable y un guión ultra focalizado. Transformada en simple ejecutante, la directora Ava DuVernay [(Middle of Nowhere (2011), Selma (2014), The 13th (2016)], ha perdido toda su singularidad como directora. 
Dos años después de la polémica abierta en los premio Oscar por la falta de representación de las minorías étnicas entre los nominados; tres meses después de la aparición del movimiento Time's up contra el acoso sexual por varias celebridades de Hollywood... y por otra parte Disney ha encontrado una estratagema de marketing imparable para vender su nueva superproducción familiar: Un pliegue en el tiempo (A Wrinkle in Time, 2018) es la primera superproducción de más de 100 millones de dólares en manos de una directora negro. Y no cualquiera: Ava DuVernay, de 45 años, se convirtió en una figura destacada de los Estados Unidos gracias a Selma (un biopic sobre Martin Luther King) y el documental La 13ª (Decimotercera Enmienda a la Constitución de los Estados Unidos), un documental, testimonio implacable del encarcelamiento masivo de afro-americanos en los Estados Unidos.

Uno de los mejores bestsellers de literatura infantil

Si Ava DuVernay logró deslizar dos imágenes de sus mentores Maya Angelou y James Baldwin en dos escenas, es más ejecutante que verdadera autora. Difícil, de hecho, imponer su toque personal en un entretenimiento para todos los público con tan importantes intereses financieros en juego....
A Wrinkle in Time es una novela de fantasía de Madeleine L'Engle, escrita entre 1959 y 1960, y publicada en 1962 tras ser rechazada por 26 editores por ser, según dice la autora, "demasiado diferente" (Fue editada en español por Alfaguara bajo el título Una arruga en el tiempo). Es el primero en la serie de libros que L'Engle escribió sobre las familias Murry y O'keefe. El libro narra como Meg Murry, su hermano pequeño Charles Wallace, y su madre se reúnen en la cocina para tomar un bocado de medianoche cuando de repente son sorprendidos por la llegada de una insólita visitante. A partir de ese momento, Meg, Charles y su nuevo amigo Calvin se embarcan en un peligroso viaje a través del espacio y el tiempo para encontrar a su padre. Los jóvenes tendrán que confiar en sí mismos para vencer las terribles fuerzas del mal que intentan apoderarse del universo si es que quieren rescatar a su padre y regresar con vida a su querido hogar. Traducida a más de treinta idiomas y con más de catorce millones de ejemplares vendidos en todo el mundo, Una arruga en el tiempo es una de las novelas fundacionales de la literatura juvenil y una profunda historia que mezcla con excepcional talento la fantasía, la filosofía y la ciencia. La novela fue adaptada por Jennifer Lee para el cine. 

Fantasía con viajes en el tiempo

Meg Murry (Storm Reid) es la típica estudiante de secundaria con problemas de autoestima que desea encajar en el mundo que le rodea. Meg es hija de dos físicos de prestigio mundial. Es inteligente y tiene un talento extraordinario, al igual que su hermano pequeño, Charles Wallace. Pero lo cierto es que Meg todavía no es consciente del poder de su don.
La situación se complica con la misteriosa desaparición de su padre, que ha dejado a Meg destrozada y a su madre con el corazón roto. Charles Wallace presenta a Meg y a su compañero de clase Calvin a tres guías celestiales (la Sra. Which, la Sra. Whatsit y la Sra. Who) que han viajado a la Tierra para ayudarle a encontrar a su padre. Juntos se embarcarán en una búsqueda extraordinaria.
Viajan a través de un pliegue en el tiempo y el espacio llamada teseracto, que les transporta a mundos que están más allá de su imaginación y donde se enfrentarán a una poderosa fuerza del mal. Para volver a su casa en la Tierra, Meg debe enfrentarse a la oscuridad que hay dentro de ella y reunir la fuerza necesaria para vencer la oscuridad que se está apoderando del Universo a gran velocidad.
Entre las actrices y actores principales destacar: Oprah Winfrey, Reese Witherspoon, Mindy Kaling, Storm Reid, Zach Galifianakis, Chris Pine...
Pero la película peca de una sobredosis de efectos visuales y una persistente banda sonora que trata de cubrir el aburrimiento del propio relato que no producen asombro ni sentido de lo maravilloso, resultando inconsistente y, en ocasiones, confusa. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario